28 de Abril de 2018

Hoy después la visita turística hacemos compra para cenar en nuestro airbnb y probar el vino marroquí. Ya un poco tarde en la noche y con la alegría del vino en el cuerpo acompañamos a las chicas a su riad por seguridad (sobre esto pondré comentarios al final).

Al salir, andamos unos metros vemos un bulto en el suelo, parece una persona tumbada boca abajo. Es una mujer y no se mueve. Enseguida aparecen 2 jóvenes que le toman el pulso y comprobando que aún respira intentan despertarla sin ningún exito. Los niños buscan por las casas cercanas hasta que dan con su marido y una mujer que la conoce. Los niños la levantan a pulso para llevarla. Nos dan la gracias por interesarnos por su salud y nos piden que nos vayamos que ellos se ocupan. Yo me quedo y les ayudo a llevarla, es una mujer grande y no es fácil ni entre 3 personas.

Una vez la dejamos en su casa la amiga insiste en mostrarnos que la mujer esta bien, que no toma nada raro pero necesita mucha medicación. También nos muestra la habitación donde están sus hijos durmiendo, parece que no quieren que unos extranjeros piensen que es una mala madre o algo así.

 

*Respecto a la seguridad en Marruecos. En mi opinión es totalmente seguro, yo no he tenido problemas caminando solo de noche ni cruzando Marrakech solo a altas horas de la madrugada. Pero es cierto que algunas chicas con las que he coincidido en hostels me han contado historias donde se han sentido un tanto acosadas por algún joven en la calle con comentarios sexuales o algún trabajador de un hostel que se tomaba muchas confianzas. También he visto como un vendedor de un restaurante de la calle cambiaba el tono a uno mucho más sexual con una chica que medio en broma medio pique le decía que era lesbiana (y ella no estaba sola). Pero esto puede pasar en cualquier lugar del mundo, solo hay ser más cuidadosa/o viajando solo.

 

Pin It on Pinterest

Share This