20 de Junio de 2018

A quién no le suena la ciudad de Nazareth?Nazareth es la ciudad musulmana más grande de Israel. Pero es más conocida porque aquí vivió Yesús! . Aunque dicen que nació en Belén.

Tomé un bus de Haifa a Nazareth que apenas tarda una hora en llegar, me comentan que se ve en medio día así que es una excursión perfecta para ir y volver en el día.

Mi primera parada es la Basílica de la Anunciación, posiblemente el lugar más importante y visitado de Nazareth. En el interior de la iglesia esta la cueva donde el angel Gabriel del cielo para decirle a María que estaba embarazada de Maradona (D10S)

Al lado de la Basílica está la Iglesia de San José, donde «dice» que estaba el taller de carpintería de José. Yo no vi ninguna carpintería. La iglesia tampoco es que sea algo destacable.

Mi ruta siguió por el zoco, sin vida. Me sorprendió ver tan poco gente en el con el 80% de las tiendas cerradas, pensé que sería un zoco básicamente turístico y al haber tan poco turista abriría en fines de semana quizás. Lo cierto es, y de esto me entere escuchando a un guía, que ya apenas llegan turistas y el 80% de las tiendas están cerradas permanentemente.

Llegado a la iglesia ortodoxa griega de la anunciación. Un iglesia pequeña y recargada donde un señor ortodoxo (no se si también es griego) paseaba arriba y abajo mirando a los turistas que ahí estábamos.

Cerca está la fuente de la Virgen o el pozo de María, que básicamente es tratado como una fuente en un parquecito donde 2 jóvenes pasan el rato fumando y se marchan cuando los 4 turistas que hemos ido hasta allí hacemos una foto, se podrían quedar porque ninguno de los turistas vemos nada interesante y nos marchamos.

Después de ver todo lo importante en menos de 2 horas y estar un poco decepcionado decidí subir hasta la basílica de Jesús adolescente que se veía imponente desde bajo y con comentarios de que era muy bonita. Después de 30 minutos subiendo escaleras llegué a la basílica. Le pregunto al guarda si puedo entrar, pues es un colegio, y entro por dentro recorriendo todo el pasillo hasta la capilla que tampoco me pareció para tanto después de la caminata (sin la caminata tampoco sería para tanto). Salí por donde entré, tomé una foto de la panorámica de Nazareth, bajé y con eso terminó la excursión a Nazareth.

Vuelta a Haifa intenté entrar a los jardines de Bahai pero ya estaban cerrados al publico y solo dejaban entrar al mirador superior.

Pin It on Pinterest

Share This